5.27.2016

Un sueño llamado Soda Stereo - Capítulo 0: Demagogo


Los problemas no importaban porque ella era feliz al lado de su madre y de su pequeña hermana, que día a día llevaban una vida bastante tierna y entrañable. No obstante, en un día casual, todo eso iba a terminar.

Realmente un cumpleaños es la oportunidad más nefasta en la que tus seres más queridos pueden simplemente dejar de existir por un capricho humano. Ese 8 de septiembre nunca lo iba a olvidar por el resto de su vida.

—Mamá, ya llegué. Estoy muy cansada… Mamá, ¿Estás por ahí?

Nadie contesto y Melissa se preocupó. Inmediatamente subió las escaleras hasta donde se encontraban las habitaciones de ella y de su hermanita. Antes de llegar observo que en el comedor de su casa había un plato en el que se encontraba un pastel con unas velas… además había algunos adornos adicionales alrededor de la sala que tenían que ver con sus 15 años, los cuales ella quería que fueran discretos, sin ninguna fiesta o viaje por el estilo.

Terminó de subir las escaleras y escuchó algunos susurros. Primero entró al cuarto de su madre, en el que no encontró a nadie. Luego, al entrar al cuarto de su hermana, quedó pálida por la situación.

Su madre estaba inconsciente y su pequeña hermana (llena de miedo) estaba siendo consentida por un chico que parecía ser joven. Uniforme gris, cara tapada, sólo se le podían ver los ojos, unos que reflejaban un extraño apetito por aquel ser inocente al cual amenazaba. Sin pensarlo dos veces, Melissa intentó golpearlo y lo logró…aun así, otro joven la retuvo para después dejarla con la consciencia perdida

—… Despídete de lo que más amas, ramera homosexual. Ahora estás sola…—

¡Ahora han entrado a un nuevo inicio!

Este será el último artículo que tenga la fortuna de realizar antes de que este blog comience una pausa de dos meses. Y qué mejor que iniciar uno de los megaproyectos que tengo en mente como lo es “Un sueño llamado Soda Stereo”, que consistirá en varios artículos en los que analizaré la historia y las canciones de este relevante grupo de rock en español.

El capítulo de hoy (que es algo así como el piloto) será bastante breve; sin embargo, abrirá las puertas a historias más elaboradas acerca de la banda de Gustavo, Charly y Zeta. Aclararé que varias de las referencias históricas serán tomadas de fuentes confiables de internet, además del libro “Cerati: La Biografía” de Juan Morris. Sin más que agregar, comencemos con este largo relato.

Capítulo 0: Demagogo

1982. El principio de una leyenda

Héctor Bosio y Gustavo Cerati se conocían muy bien de la carrera de Publicidad en la Universidad del Salvador. Experiencias musicales con los grupos musicales en los que cada uno participaba fueron los que reforzaron su amistad en un rincón de Uruguay, donde la banda de Gustavo se quedó varada y al ver esto, Héctor le ofrecería posada a su compañero universitario. Conversaciones y veladas interesantes entre los dos compañeros gestaron la idea de formar una banda fija, con la cual recrear un estilo similar al de bandas británicas como The Police, grupo favorito de ambos chicos.

The Police ya había venido a Argentina. Verlos marcó las vidas de Héctor y Gustavo

Ya estaba el bajo, la guitarra y la voz. Eso sí, necesitarían un baterista formidable, que terminara de demostrar la capacidad que un grupo de música underground argentino podía tener. Y después de mucho esfuerzo y búsqueda, el suplicio de ambos jóvenes se concretaría por casualidad… porque un tal Carlos Alberto Ficicchia estaría intentando tener una cita con Laura, la hermana de Gus. No tardaría la curiosidad en hacer de las suyas para ver interactuar a estos chicos que tenían unos gustos musicales muy similares, logrando que un día se encontrarán para juntarse a tocar.

Con el cabello corto y con ansias de explotar la gran pasión que tenía por la música, Charly recibió en su casa a Gustavo y a Héctor, el cual era apodado Zeta por llegar siempre tarde a los ensayos (con justa razón, vivía fuera de la ciudad). Escuchar las canciones de sus ídolos musicales (The Police) era el primer paso que podían dar para decidir qué y cómo iban a componer canciones. Las mentes estaban listas y no sólo se dedicaron a interpretar covers, sino que florecieron las primeras piezas de un grupo que por aquel entonces se hacía llamar “Los Estereotipos”.

Se hacían llamar los Estereotipos, un nombre que en un principio fue acorde con su estilo. Luego, todo cambiaría...

Alrededor de 1982, se gestó una colección de canciones que no es propiamente un álbum. Fueron unas primeras composiciones que, si bien no se retomaron en un disco posterior, lograron recuperarse con el fin de que varios curiosos lograrán conocer lo primero que el trio de Estereotipos hizo en toda su carrera.

Demagogo [?] (1982)

Portada No Oficial

1.  Demagogo
2.  Choripán
3.  El héroe de la serie
4.  Trae Cola
5.  La calle enseña


¿Qué es lo que sucede con este Pre-Disco? Es que es algo bastante complicado. Empezó una búsqueda de un estilo propio que caracterizara a los Estereotipos (algo que duraría hasta su segundo LP). Y pues esta colección de canciones tiene un gran parecido con lo que sería el producto final de su álbum debut. En casi todas las 5 canciones, existe un ritmo algo pegajoso y una letra no tan desarrollada.

Hay algunas excepciones a lo que acabe de mencionar. Respecto a piezas como Trae Cola y La calle enseña se puede ver un progreso en cuanto a las líricas y una instrumentación que, si se hubiera grabado de manera más nítida, sin duda sería una maravilla.

El futuro aguardaba grandes cosas...

Los primeros recitales de los futuros Soda fueron con estas canciones y otras más que no se volvieron a encontrar o que fueron utilizadas para el debut oficial. El principio es difícil, y hay que analizar que la referencia a sus ídolos británicos se evidencia más en la jocosidad de las canciones o en el ritmo tan peculiar que podía interpretarse en aquel entonces.

Me alegra haber descubierto el verdadero inicio musical de Soda, siempre es una clara evolución desde el lado más novato hasta el lado más legendario. Tarde o temprano los Estereotipos marcarían la música latinoamericana con un sello imborrable… y el reconocimiento empezaría a florecer dos años después…

¡Nos veremos pronto!

Hasta aquí el capítulo piloto de esta serie. ¡Compartan y comenten este artículo, hagamos de este blog un sitio estupendo para interactuar! Nos veremos en 2 meses con el siguiente artículo. ¡Hasta Pronto!


“Ahora el fin marca otro inicio… en dos meses. El hiatus ha comenzado”

No hay comentarios.:

Publicar un comentario